Instalaciones fotovoltaicas industriales: precio, PPA y normativa

placas solares en grandes empresas

El autoconsumo fotovoltaico en el sector industrial aporta múltiples ventajas: ahorro energético, sostenibilidad, diferenciación, etc. Por ello, no es de extrañar que cada vez sean más las empresas que apuestan por la energía fotovoltaica. A continuación, te explicamos todo lo relativo a instalaciones solares en industrias.


¿Qué es el autoconsumo solar industrial?

El autoconsumo fotovoltaico industrial es un tipo de autoconsumo solar dirigido a consumos muy elevados y, normalmente, redes trifásicas. Se trata de instalar paneles solares en las cubiertas o superficies de naves industriales y parques empresariales con la finalidad de ahorrar en la factura eléctrica de las empresas.

Una instalación fotovoltaica para uso industrial permite ahorrar hasta un 80% en la factura de la luz.

¿Cuáles son los beneficios del autoconsumo industrial?

  • La gran mayoría de grandes industrias, naves y parques empresariales disponen de amplias superficies y cubiertas para colocar una gran cantidad de paneles solares.
  • A mayor tamaño de la instalación, mayor rentabilidad del proyecto. Por ello, los sistemas industriales se amortizan antes que los residenciales ya que obtienen ahorros superiores. El dinero invertido se suele recuperar en una media de entre 4 y 5 años.
  • Si las instalaciones fotovoltaicas producen más energía de la necesaria, en función del tipo de instalación, es posible recibir una compensación en la factura de la luz o vender los excedentes energéticos.
  • La producción de energía renovable ayuda a contribuir a disminuir las emisiones de CO2 y de este modo, frenar el cambio climático.

Precio de un sistema fotovoltaico para grandes empresas

El precio de una instalación fotovoltaica va a venir determinado por múltiples factores, entre ellos, el más importante será la potencia a instalar para cubrir las necesidades energéticas de las industrias. A continuación, mostramos una tabla para que te hagas una idea del dinero que debes invertir en función de la potencia a instalar:

Precio de una instalación fotovoltaica industrial
Potencia Precio
20 kW 13.000 - 15.000 €
25 kW 15.000 - 18.000 €
50 kW 25.000 - 35.000 €
75 kW 40.000 - 50.000 €
100 kW 55.000 - 65.000 €

¿Cuánta energía eléctrica es posible producir según la potencia?

La generación de energía eléctrica de un sistema fotovoltaico industrial depende de varios aspectos, entre ellos, destacan:

No obstante, para que te hagas una idea, en la siguiente tabla mostramos un rango de la cantidad de energía eléctrica media que puede producir una instalación fotovoltaica:

Precio de una instalación fotovoltaica industrial
Potencia Producción invierno Producción verano
20 kW 75.000 Wh/día 160.000 Wh/día
25 kW 100.000 Wh/día 235.000 Wh/día
50 kW 150.000 Wh/día 350.000 Wh/día
75 kW 250.000 Wh/día 450.000 Wh/día
100 kW 300.000 Wh/día 510.000 Wh/día

¿Qué es un contrato PPA de autoconsumo solar?

Un PPA (Power Purchase Agreement) es un contrato de compra - venta de energía entre un consumidor y un productor, entre un productor y un comercializador, o entre varios comercializadores para comprar energía eléctrica a un precio pactado, con unas condiciones establecidas y durante un tiempo acordado (aproximadamente, entre 10 y 15 años).

¿Son interesantes los contratos PPA en el sector industrial?

Sí, los PPA están diseñados para lugares en los que se necesitan grandes cantidades de electricidad. Por ello, son una alternativa muy atractiva para las empresas y cada vez son más las que deciden contratarlo para consumir energía verde sin realizar ningún desembolso inicial. Entre sus principales ventajas, destacamos:

  • No hay que realizar ninguna inversión inicial
  • El sistema de autoconsumo se dimensiona en función de las necesidades del consumidor
  • Se disfruta de energía renovable con un precio estable y muy competitivo
  • Una vez finalizada la duración del contrato (en la gran mayoría de los casos) la instalación es propiedad del usuario y no de la compañía del PPA.

¿Qué tipos de PPA existen? ¿Cuál me conviene para mi empresa?

Existen dos tipos de contratos PPA, los cuales son adaptables a las necesidades específicas de cada cliente:

1. PPA físico (on site): consiste cuando el sistema fotovoltaico está instalado en la empresa del cliente, por tanto, existe una línea que conecta directamente generación y consumo. El propietario del inmueble debe ceder su cubierta al proveedor durante la duración del contrato PPA con la finalidad de poder llevar a cabo el mantenimiento del sistema fotovoltaico.

2. PPA financiero (off site): en este caso, no existe la conexión directa entre producción y consumo, por tanto, ambos están conectados a la red de distribución. Esta modalidad, normalmente, permite comprar el precio de la electricidad más ventajoso del mercado y utiliza su propia energía eléctrica para el intercambio.

El PPA más recomendado para las empresas es el on site, ya que se hará uso de la instalación de autoconsumo sin ningún tipo de inversión inicial.

¿Cuál es la normativa para instalar placas solares en empresas?

Los trámites administrativos para legalizar instalaciones fotovoltaicas en negocios e industrias se basan según lo establecido en el Real Decreto 244/2019. El procedimiento variará en función de la potencia instalada, del tipo de autoconsumo, del tipo de conexión y de si el sistema va a ser para uso individual o de una instalación solar compartida.

Pasos para legalizar instalaciones fotovoltaicas industriales sin excedentes

Las instalaciones solares sin excedentes son sistemas fotovoltaicos conectados a la red interior del consumidor que enlaza con la red de distribución, pero, en ningún caso, se inyecta la energía excedentaria a la red. Los pasos generales para legalizar este tipo de proyectos son:

  • Diseño del sistema fotovoltaico
  • Permisos de acceso y conexión, avales o garantías
  • Autorización ambiental y de utilidad pública
  • Autorización previa y de construcción
  • Licencia de obras
  • Puesta en marcha del sistema fotovoltaico
  • Inspección inicial y periódicas
  • Certificado de instalación y/o de fin de obra
  • Autorización de la explotación
  • Contrato de acceso
  • Contrato de suministro de energía de servicios auxiliares
  • Licencia de actividad
  • Acuerdo de reparto y contrato de compensación simplificada
  • Inscripción en el Registro Autonómico de Autoconsumo
  • Inscripción en el Registro Administrativo de Autoconsumo de energía eléctrica

Pasos para legalizar instalaciones fotovoltaicas industriales con excedentes

Las instalaciones fotovoltaicas con excedentes están conectadas a la red de distribución para inyectar los sobrantes energéticos a la red de distribución. En este caso, los sistemas pueden estar conectados de dos modos: próximas en red interior: conectadas a la red interior del consumidor o consumidores asociados o próximas a través de red: conectadas en algún punto externo de la red, de tal modo que el sistema una a los consumidores asociados haciendo uso de la red de distribución o transporte.

Asimismo, dentro de la modalidad de autoconsumo con excedentes, es fundamental diferenciar los siguientes sub-tipos:

▷ Acogidos al sistema de compensación simplificada de excedentes: este mecanismo permitirá que los usuarios reciban una compensación económica en su factura de la luz por la energía inyectada a la red de distribución. Para acogerse a este mecanismo, la potencia de la instalación debe ser igual o inferior a 100 kW.

▷ Instalaciones fotovoltaicas no acogidas a compensación: en el caso de no poder adherirse (o no querer) a la modalidad de compensación de excedentes, la energía será vendida al mercado eléctrico y se tratará igual que el resto de energía generada por fuentes renovables, aplicándose el Impuesto del valor de la Producción de Energía Eléctrica del 7%.

A continuación, se muestran los pasos a seguir para tramitar las instalaciones de autoconsumo con excedentes. En función del sub-tipo, algunas etapas quedarán exentas de la tramitación:

  • Diseño de la instalación
  • Permisos de acceso y conexión, avales o garantías
  • Autorización ambiental y de utilidad pública
  • Autorización administrativa previa y de construcción
  • Licencia de obras
  • Puesta en marcha de la instalación
  • Inspección inicial y periódicas
  • Certificados de la instalación y/o fin de obra
  • Autorización de la explotación
  • Contrato de acceso
  • Contrato de suministro de energía para servicios auxiliares
  • Licencia de actividad
  • Acuerdo de reparto y contrato de compensación de excedentes
  • Inscripción en el Registro Autonómico de Autoconsumo
  • Inscripción en el Registro administrativo de Instalaciones Productoras de Energía Eléctrica (RAIPRE)
  • Contrato de representación en mercado

El proceso de legalización suele ser llevado a cabo por las empresas instaladoras. Asimismo, es necesario consultar los trámites específicos de cada comunidad autónoma.

¿Es necesario pagar el impuesto al sol en grandes instalaciones fotovoltaicas?

No. El controvertido impuesto al sol fue derogado con la aprobación del Real Decreto 15/2018 de medidas urgentes para la transición energética y la protección de los consumidores. Hasta su eliminación, esta tasa afectaba a todas las instalaciones fotovoltaicas con potencias mayores a 10 kW, por lo que la gran mayoría de las industrias debían abonarlo. En definitiva, ningún propietario de un sistema de autoconsumo debe pagar ningún impuesto al sol.

Actualizado a