Selectra Atención al Cliente

¡Selectra te ayuda con tus gestiones de luz y/o gas!

Nuestros expertos en energía te resolverán todo el proceso para que no tengas que preocuparte de las gestiones. ¡Así de fácil!

 

(lun-viernes 8h-22h, sábado 9h-21h, domingo 10h-19h)

Pasar de trifásica a monofásica

A la hora de decidir si un consumidor debe cambiar su instalación eléctrica de trifásica a monofásica, deberá conocer cada uno de los términos y ver qué posibilidades hay para cambiar.


Diferencia entre sistema monofásico y trifásico

Los sistemas monofásicos solo cuentan con una sola fase. Este tipo de instalación suele ser la que tienen casi todos los hogares y no suele necesitar una potencia contratada superior a 10 kW. Mientras que, los sistemas trifásicos tienen tres fases, con lo que la potencia contratada se dividirá entre tres fases. Cada fase suele ir asociada a una zona de la vivienda, aunque no siempre, ya que si en la vivienda hay instalado algún electrodoméstico trifásico, la instalación llegará íntegra a ese punto de la vivienda, aunque no son muy comunes estos electrodomésticos.

 

Por lo tanto, si un cliente con una instalación trifásica utilizase varios electrodomésticos en una misma fase, saltaría rápidamente el ICP, cortando la corriente, pero no sería por sobrepasar la potencia total contratada sino solo la de dicha fase. Sin embargo, eso no ocurre con el sistema monofásico, ya que al ser solo una fase, salta cuando se sobrepasa la potencia que el consumidor tiene contratada.

No obstante, el cliente puede cambiar la instalación eléctrica de trifásica a monofásica sin ningún problema. Solo tiene que realizar una serie de cambios en la instalación, siempre realizada por un técnico homologado y tener al corriente a la comercializadora.

Cómo cambiar la instalación de trifásica a monofásica

El cliente debe notificarle a la comercializadora el cambio que quiere realizar, ésta comunicará la decisión a la distribuidora, que será la encargada de cambiar el contador de luz y todo lo relacionado con la instalación. El cliente no sufrirá ningún corte de luz, salvo en el momento del cambio, pero después volverá a disponer del suministro eléctrico sin ningún problema.

Para realizar el cambio en la instalación eléctrica es necesario ser el titular del contrato eléctrico, en el caso de no ser el titular, hay que realizar un cambio de titular de luz.

Una vez que la comercializadora avise a la distribuidora, ésta mandará a un electricista homologado, que cambiará la instalación. Una vez que el técnico realice el cambio en la instalación, deberá emitir un Certificado de la Instalación Eléctrica, o también conocido como Boletín Eléctrico, en el que se detallará la nueva instalación, el cambio que se ha realizado, una serie de planos sobre la instalación, los datos relacionados con el cliente y también con la potencia que tiene contratada con la comercializadora.

Precio de cambiar de trifásica a monofásica

El cambio de una instalación trifásica a una monofásica tendrá una repercusión económica para el consumidor. El precio variará dependiendo de quién realice el cambio de instalación, pero suele situarse entre 350 y 500 euros, siempre incluyendo el Certificado de Instalación Eléctrica.

Precio instalación trifásica

Aquellas viviendas que cuentan con una instalación trifásica conllevan con un coste mayor en el término de potencia de la factura de luz, ya que al dividirse la potencia, habrá que aumentar la potencia contratada para que no resulta muy baja al dividirla por fases.

Actualizado a
91 198 10 07
Te llamamos