Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Suministro gas natural

call-tarifasgasluz

El suministro de gas natural, como su nombre indica, es aquel suministro que emplea el gas natural como fuente de energía para su uso doméstico o comercial.

¿Qué es el suministro de gas natural?

El gas natural es una energía como la electricidad o el gas propano, pero tiene una serie de ventajas que no están presentes en las demás energías. Es un suministro ideal para las viviendas domésticas y comercios ya que está ideado para su uso en la calefacción, agua caliente y cocina.
Se trata de una energía que se va expandiendo de forma progresiva y es importante tenerla en cuenta a la hora de elegir un suministro para la vivienda sus ventajas.

Ventajas del suministro de gas natural

A continuación, las ventajas que se encuentran en el suministro de gas natural:
* Eficacia: se trata de un gas que tiene un alto rendimiento y tiene una gran eficacia en cualquier momento del año.
* Medio ambiente: se considera una energía limpia ya que no emite residuos nocivos al medio ambiente. Es una energía respetuosa con el medio ambiente.
* Puente hacia las energías renovables: se enlaza con la ventaja anterior, no es renovable pero hace puente entre energías como el butano o gasoil y las renovables.
* Económica: un punto muy importante para el cliente, el gas natural tiene precios bastantes económicos a largo plazo. Además el gas natural tiene precios estables en el mercado.
* Seguro: el gas natural tiene la particularidad de ser un gas seguro. Asimismo, la instalación se inspecciona con frecuencia para asegurarse de que todo funciona adecuadamente.
* Práctico: ya que no requiere un depósito para almacenar el gas.
* Variedad de tarifas: existen diferentes comercializadoras que se dedican al suministro de gas natural y ofrecen una amplia gama de tarifas, incluida la tarifa de último recurso.

¿Cómo contratar el suministro de gas natural?

El cliente tendrá que solicitar la acometida de su vivienda con las canalizaciones de gas natural más cercanas. Luego, se procederá a la instalación del suministro de gas natural. Una vez que la instalación esté finalizada, el cliente tendrá que contratar el gas natural mediante una comercializadora. Cuando haya comparado las tarifas y haya elegido la comercializadora, un técnico acudirá a la vivienda para comprobar toda la instalación y el buen funcionamiento de ésta. Si la instalación es correcta, la comercializadora dará el alta al contrato y en un corto plazo de tiempo se suministrará de gas natural al cliente.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar