Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

¿Por qué se debe instalar el ICP?

call-tarifasgasluz
Compartir en Facebook  Compartir en Twitter  Suscribirse a Selectra Oficial 

Antes de comprender el por qué se debe instalar el ICP en un suministro eléctrico, es necesario saber qué es el ICP y su función. Además, es necesario saber cómo reaccionar ante un apagón provocado por un cortocircuito.

¿Qué es el ICP?

El ICP es el interruptor de control de potencia. Este interruptor sirve para controlar que la potencia instantánea que se está utilizando en una vivienda en un momento preciso no supere la potencia contratada por el usuario. Cuando se supera dicha potencia, el ICP tiene la función de dispararse automáticamente y dejar de suministrar la electricidad en la vivienda. Se trata de un mecanismo de seguridad para evitar sobrecargas y cortocircuitos en la instalación del cliente.

Si el ICP salta se puede restablecer el suministro colocando todos los fusibles en el lugar de origen y el suministro eléctrico funcionará.

Es necesario recurrir a la distribuidora en el caso de que el ICP salte con frecuencia en la instalación, es una señal de que hay un aparato que está averiado o que se está utilizando una potencia mayor a la potencia contratada por el cliente. Es necesario saber qué potencia tiene contratada para considerar si es necesario aumentar la potencia contratada, aunque la factura de la luz sea algo más elevada, debido a que aumenta el término de potencia.

Razones por las cuales se debe instalar el ICP

Cualquier instalación eléctrica tiene la obligación de tener instalado el ICP, pero aquí le presentamos las razones principales por las cuales es imprescindible tener el ICP en su instalación eléctrica:

  • Es obligatorio. No se puede dar el alta la electricidad si la instalación no cuenta con el ICP con un buen funcionamiento.
  • Protege la vivienda. Como ya se ha explicado antes, el ICP protege la vivienda de cualquier problema que pueda surgir con respecto a la instalación eléctrica. Al cortar el suministro de forma automática evita que la instalación se caliente más de lo debido y provoque un incendio.
  • Protege la instalación. Al igual que con la vivienda y sus ocupantes, el ICP protege la instalación de la sobrecarga que puede producir una avería o deterioro de los diferentes elementos que componen una instalación eléctrica.
 

LE AYUDAMOS A DAR DE ALTA LA LUZ EN SU VIVIENDA O LOCAL