Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Estimar el consumo en kWh

Compartir en Facebook  Compartir en Twitter  Suscribirse a Selectra Oficial 
Consumo eléctrico

Una forma sencilla para ahorrar en la factura energética es estimar el consumo que se va a realizar de dicho suministro. Disponer de esta información facilita al cliente elegir de manera más efectiva la tarifa y compañía con la que contratar el suministro.

Qué es el consumo de energía

El consumo energético es la parte variable de la factura y representa la cantidad de kWh que se utilizan en un inmueble durante un plazo de tiempo concreto, denominado período de facturación. El consumo es calculado gracias al contador, que realiza la lectura de la cantidad energética de la que se hace uso, y que transmite a la comercializadora para que aplique el precio eléctrico correspondiente.

Tanto en la factura eléctrica como en la de gas natural el término variable viene reflejado como término de consumo, donde es multiplicado por el precio al que la empresa comercializadora tarifica el servicio.

Cómo saber la cantidad de kWh que voy a consumir

Conocer el dato de consumo es muy recomendable para cualquier usuario del mercado energético porque le permite beneficiarse de varios aspectos que pueden significar un ahorro en la factura de electricidad.

  • Saber las necesidades del domicilio ayudan a saber qué tipo de suministro contratar en ese momento, asegurándose de qué aspectos cumplen con lo necesitado como, por ejemplo, la potencia eléctrica.
  • Para escoger la tarifa más adecuada, que ocasione un mayor ahorro económico en la factura de energía, es conveniente conocer el volumen de electricidad que vamos a consumir para saber en qué parte de la factura nos interesa más encontrar un descuento.
  • En caso de tener que contratar la luz, conocer el consumo de antemano ayudará a predecir el posible coste de la factura.
    • En cuanto a la contratación del gas natural, el consumo que se pueda realizar anualmente es el que determina la tarifa de acceso que aplica la distribuidora, y de esta manera, queda determinado el término fijo del recibo.

Factura de luz o gas con consumo estimado

Existe la posibilidad de que un recibo de energía sea facturado en base a un consumo estimado. Este caso se produce cuando la distribuidora no dispone de la lectura del contador al cierre del período de facturación, bien porque el técnico no ha podido acceder al contador o porque el cliente no la ha facilitado.

Cómo estimar el consumo de electricidad

Determinar el consumo de electricidad en un punto de suministro es muy sencillo gracias a un comparador de tarifas de luz, sobre todo porque esta aplicación que es online y gratuita, permite estimar todos los aspectos relacionados con el suministro y además, buscar una tarifa que sea más barata para el propio consumidor. Los únicos datos necesarios son los siguientes:

  1. Número de habitantes del inmueble.
  2. Superficie de la vivienda.
  3. Equipamiento eléctrico de la vivienda.

Con todos estos datos se puede conocer la potencia contratada necesaria para una vivienda, pero también el consumo anual estimado que se puede llegar a realizar y sobre todo, disponer de un listado donde aparezcan las ofertas de electricidad más económicas de ese momento y que mejor se ajuste para provocar un mayor ahorro en la factura de la luz.

Cómo estimar el consumo de gas natural

Para efectuar una estimación del consumo de gas natural de una vivienda, hay que acceder a una herramienta gratuita que arroja una cifra en kWh según las especificaciones de cada punto de suministro. Para calcular el consumo de gas natural será necesario disponer de algunos datos del inmueble relacionados con su climatización:

  1. Número de habitantes del inmueble.
  2. Superficie de la vivienda.
  3. Horario de uso.
  4. Aislamiento del inmueble.
  5. Usos del gas natural.
  6. Disponibilidad de termostato.

Cómo pasar el consumo de gas natural de metros cúbicos a kWh

La distribuidora realiza la lectura del contador de gas natural en metros cúbicos (m3), unidad de medida distinta a la que viene representada en la factura (kWh). Esto se debe a que la comercializadora de gas natural realiza la conversión de la medida de energía para reflejar el importe en el recibo. El factor de conversión del gas natural tiene que ver con la calidad de este y su poder calorífico. En España es de 11.70kWh cada metro cúbico.

 

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar

Autor de la página web Alfonso Fernández es experto en mercados eléctricos y de gas natural.