Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Disminuir la potencia contratada

call-tarifasgasluz

Reducir potencia eléctrica

¿Cómo disminuir la potencia contratada?

Cuando un consumidor cree que la potencia contratadade su vivienda es elevada, tiene total libertad para disminuirla y además es un trámite que se puede gestionar junto a otros como el cambio de tarifa de luz o el cambio de titular.

Los motivos para reducir la potencia eléctrica en una vivienda son, principalmente querer ahorrar dinero en el recibo de luz, sobre todo cuando esa cantidad de kilovatios (kW) ya no son necesarios para el domicilio.

Las razones para disminuir la potencia contratada pueden ser diversas, pero es común cuando dejan de vivir tantas personas en un domicilio, si no se conectan muchos electrodomésticos o en el caso de que se trate de una vivienda de segunda ocupación.

¿Qué es la potencia eléctrica?

Se conoce como potencia de luz al volumen de kW que se pueden emplear en la vivienda en un momento determinado. También se entiende como la cantidad de aparatos eléctricos que se pueden conectar, como máximo, a la red de electricidad en un momento concreto.

La potencia eléctrica es el concepto conocido como término fijo en la factura de luz, aspecto que conforma la segunda parte más importante del recibo después del término de consumo y el consumidor puede calcularla de la siguiente forma que se explica a continuación:

¿Se ahorra bajando la potencia de luz?

Puesto que al disminuir la potencia eléctrica, se reduce el término fijo de la luz, el resultado de esta modificación en la factura final supone un desembolso de dinero menor que antes.

Para que pueda ver qué cantidad puede llegar a ahorrar bajando este término, a continuación aparece un cuadro con la cantidad que dejará de pagar en el recibo y se basa en la cantidad de franjas de potencia que se han reducido:

Potencias eléctricas 3,45 kW 4,6 kW 5,75 kW 6,9 kW 8,05 kW 9,2 kW
3,45 kW - - - - - -
8,57 7,9419€ - - - - -
5,75 kW 17,14€ 8,57€ - - - -
6,9 kW 25,71€ 17,14€ 8,57€ - - -
8,05 kW 34,28€ 25,71€ 17,14€ 8,57€ - -
9,2 kW 42,85€ 34,28€ 25,71€ 17,14€ 8,57€ -

*El ahorro por disminuir la potencia se ha calculado para un periodo de facturación de dos meses, el ciclo general de cobro, y las potencias están referidas a las tarifas de acceso 2.0, es decir, por debajo de 10 kW.

Riesgos disminución potencia eléctrica

Aunque reducir los kW contratados supone ciertas ventajas, como pagar menos en el recibo de electricidad. La modificación también lleva consigo una serie de inconvenientes que hacen desechar la posibilidad del cambio. Las cuestiones imprescindibles que hay que tener en cuenta antes de realizar una disminución de la potencia contratada son las siguientes:

  1. Si la potencia contratada no es suficiente para el domicilio, se producirán cortes en el suministro eléctrico y dejarán de funcionar los aparatos que estén en uso cuando salte el Interruptor de Control de Potencia (ICP)
  2. Cuando se baje el término, no será posible volver a modificarlo hasta que pasen 12 meses, dado que solo se puede realizar un cambio de potencia al año.
  3. Es conveniente solo realizar un cambio de potencia cuando el abastecimiento, no haya sufrido ningún tipo de corte en los últimos meses y siempre que se asegure de escoger un término adecuado a sus necesidades.
  4. Algunas personas reducen la potencia en sus segundas residencias, pero la imposibilidad de aumentarlo hasta después de un año puede suponer un problema, lo que puede derivar en un mal suministro durante los siguientes meses.
  5. Si pasado el año con la potencia eléctrica, el cliente quiere volver a incrementarla tiene que correr con un alto coste, dado que el aumento de potencia supone un coste extra.

Estimar la potencia de luz necesaria

Ya que es muy importante escoger adecuadamente la potencia de una vivienda al reducirla, se recomienda llevar a cabo un método fiable para la determinación del término necesario en la casa y no correr el riesgo de sufrir algún incidente con la modificación. Por ello, existen tres métodos para conocer qué potencia se debe contratar en un local o en un domicilio:

Formas_calcular_potencia_electrica

¿Cómo saber qué potencia eléctrica necesito?

  1. Llamar a un electricista es la opción más fiable, pero también la menos aconsejable, puesto que se tienen que pagar los servicios del técnico.
  2. Calcular manualmente la cantidad de kW que necesita contratar es una tarea costosa, que conlleva demasiado tiempo y que requiere ir contando uno a uno todos los aparatos de electricidad.
  3. Las calculadoras de potencia son el método más empleado actualmente para determinar la potencia de luz de las casas debido a su sencillo funcionamiento y rapidez.

¿Qué potencia de luz escoger?

La vivienda de un usuario puede disponer de dos tipos de instalación, aspecto que es muy importante a la hora de elegir la potencia porque determina si necesita más o menos término fijo, y esas dos opciones de instalación son las siguientes:

  • La instalación monofásica es la más habitual en consumo doméstico y consiste en un único flujo de corriente alterna por la que transcurre la electricidad de la casa.
  • La instalación trifásica es la distribución de la luz en tres flujos de corriente alterna y funciona para domicilios de gran tamaño o para empresas.

Puesto que el sistema eléctrico más extendido en viviendas es el monofásico, a continuación se ofrece la lista de potencias que se pueden contratar y entre las que se puede elegir de tal forma que no se sobrepase la franja escogida:

Intensidad ICP (Amperios) Monofásica Trifásica
5.0 1.15 kW 3.464 kW
7.5 1.725 kW 5.196 kW
10 2.3 kW 6.928 kW
15 3.45 kW 10.392 kW
20 4.6 kW 13.856 kW
25 5.75 kW 17.321 kW
30 6.9 kW 20.785 kW
35 8.05 kW 24.249 kW
40 9.2 kW 27.713 kW
45 10.35 kW 31.177 kW
50 11.5 kW 34.641 kW
63 14.49 kW 43.648 kW

¿Con quién reducir la potencia de luz?

Para disminuir la cantidad de kilovatios contratados en el acuerdo con la compañía no es necesario que se contacte con la empresa actual de electricidad de la vivienda, sino que se puede efectuar el cambio con cualquier comercializadora del mercado.

Buscar la mejor comercializadora de luz
Para decidir con qué compañía bajar al potencia, se puede orientar con la utilización de un comparador de tarifas eléctricas, que es una herramienta gratuita que facilita la tarifa más económica basándose en los datos de su suministro.

Trámites para reducir potencia de luz

Una vez que se ha escogido el término de potencia contratada más adecuado, se tiene que proceder a reducir la potencia eléctrica llamando a la compañía y ofrecer una serie de documentos fundamentales para solicitar esta modificación de potencia:

  • Datos para el cambio de potencia
  • Nombre, apellidos y DNI del titular del abastecimiento de luz.
  • Dirección de la vivienda.
  • Antigua potencia contratada.
  • Nueva potencia que se quiere contratar.
  • Código Universal del Punto de Suministro (CUPS) de electricidad que aparece en cualquiera de las facturas anteriores de la casa.
  • Cuenta bancaria donde se quieren domiciliar los recibos de luz.

Precio de disminuir la potencia

El coste por reducir la potencia es muy bajo, pero además se trata de un concepto que se cobra en la siguiente factura de luz y que se abona directamente a la distribuidora que opera en su zona.

Este importe es de 9,04€ + IVA por los derechos de enganche, que son cobrados por la actuación del técnico que se acerca al contador y cambia el término de potencia en el ICP.

¿En cuánto tiempo bajan la potencia eléctrica?

La disminución de potencia eléctrica se producirá alrededor de 15 o 20 días después de tramitar el cambio del término con la comercializadora. Es posible que llegue una factura con la anterior potencia y se debe a que tienen que esperar a que se cierre el periodo de facturación.

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar