Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Rescindir o dar de baja el suminstro de gas natural con Madrileña de Gas - Galp Energía

Compartir en Facebook  Compartir en Twitter  Suscribirse a Selectra Oficial 

Aquí os explicamos cuales son los pasos a dar y los datos necesarios para rescindir el contrato de suministro de gas con Madrileña de Gas - Galp Energía así como los puntos a considerar antes de dar de baja el suministro.

Cómo dar de baja el gas con Madrileña de Gas

Para dar de baja el suministro de gas lo primero que hay que hacer es ponerse en contacto con Madrileña de Gas, el número de teléfono es el 902 330 140.

Otros teléfonos de contacto de Madrileña de Gas

Una vez en contacto, les informamos que queremos dar de baja nuestro contrato con ellos y nos indicarán los pasos a realizar tanto por su parte como por la nuestra para proceder a rescindir el contrato y dar de baja el suministro.

Por lo general, para dar de baja el suministro nos pedirán todos los datos personales así como los datos del suministro. Estos datos, los podemos encontrar en nuestra factura de gas con lo que recomendamos tener la última factura a mano cuando llamemos a la comercializadora.

La empresa comercializadora, en este caso Madrileña de Gas - Galp Energía, deberá dejar constancia de nuestra petición mediante una grabación o pidiéndonos que enviemos un Fax.

¿Cuesta dinero dar de baja el gas con Madrileña de gas?

La baja del suministro de gas no tiene coste en sí, aunque sí hay que tener cuidado si tenemos un contrato de servicio ya que éste sí puede tener coste.

En qué casos dar de baja el gas

La baja de un suministro no tiene coste, pero el alta sí. Con esto queremos decir que en el caso que vayamos a dar de nuevo de alta el suministro en un periodo corto de tiempo, debemos ver si realmente nos merece la pena darlo de baja.

En el caso de ser un inmueble alquilado que desalojamos, recomendamos hacer un cambio de titular hacia el propietario o darlo de baja en el caso que el propietario no quiera ponerlo a su nombre. El hecho de tener un contrato de gas a nuestro nombre que no controlamos puede dar a la larga muchos problemas.

 

Le hacemos un estudio gratuito de su factura y le ayudamos a ahorrar