Nuestra página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la calidad del servicio. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Saber más

Contratar suministro de luz y gas

Cuando se compra una vivienda nueva o se cambia de vivienda hay que llevar a cabo una serie de trámites importantes, como es la contratación de los suministros de agua, luz y gas natural. La contratación del suministro de agua está regulada pero la contratación de la luz y el gas se pueden realizar con cualquier compañía con lo que es importante saber lo que hay que hacer para contratar el suministro de gas y luz.

El usuario debe elegir una comercializadora con la que realizar el contrato de suministro. Ésta debe ser la que más se adapte a las necesidades de su hogar o a su presupuesto para dichos suministros. Para realizar una correcta elección de las comercializadora, puede utilizar el comparador de luz y de gas para contratar la más económica. En ellos encontrará las tarifas que mejor se adaptan a sus necesidades.

Para la contratación de ambos suministros puede llamar directamente a las comercializadoras o contactar al 91 198 05 95 para que le informen y asesoren sobre las diferentes tarifas y trámites.

Para ello hay que tener en cuenta varios factores y a su vez tener una serie de documentos en regla para poder llevar a cabo esta contratación.

¿Qué tengo que hacer para contratar el suministro de gas y luz?

En primer lugar, hay que comparar las compañías de luz y gas. En segundo lugar saber que trámites hay que realizar antes de llevar a cabo la contratación que son muy similares para la luz como la electricidad.

En el caso de que sea una vivienda de nueva construcción, debemos disponer o solicitar una serie de documentos además de los datos personales y bancarios del titular:

  • Alta de luz

    • Código CUPS de electricidad: lo proporciona la distribuidora eléctrica.
    • Certificado de Instalación Eléctrica de Baja Tensión: Lo suelen dar al entregar la vivienda en caso que no fuera así, se debe obtener por medio de un instalador autorizado.
    • Potencia a contratar.
    • En ocasiones también son necesarios la cédula de habitabilidad y/o licencia de primera ocupación o de primera apertura.
  • Alta de gas

    • Código CUPS de gas natural: lo proporciona la distribuidora de gas natural.
    • Por lo general no hace falta aportar el certificado de Instalación de gas natural aunque es posible que la distribuidora lo requiera.

¿Cómo contrato el gas?

Para contratar el gas en el caso de que sea una vivienda que nunca ha tenido suministro tendría que realizar el siguiente trámite para poder dar de alta el gas.

En primer lugar, y solo en el caso que no tuviera ya la acometida de gas realizada, debe ponerse en contacto con la distribuidora de gas de su zona para que fueran a realizarle la acometida. Una vez realizada la acometida de gas le certificarán que la instalación está en perfectas condiciones para poder realizar el uso de ella.

La distribuidora de gas natural de su zona le facilitará el Código CUPS de gas. A partir de haber realizado estos trámites y tenga dichos documentos, se podrá llevar a cabo el contrato del gas con la compañía comercializadora.

Es importante antes de llevar a cabo el contrato compara las tarifas del gas. Para escoger una que se adapte a las necesidades y el consumo del hogar.

¿Cómo contratar la luz?

Para contratar la luz es preciso conocer si se trata de un nuevo suministro o si ha tenido luz con anterioridad.

En el caso que no hubiese tenido luz anteriormente y la acometida no estuviera realizada, el usuario debe contactar con la empresa distribuidora para que le haga un presupuesto para la acometida eléctrica.

Una vez tiene la acometida realizada, la distribuidora debe asignar un código CUPS al suministro que identificará el punto de suministro.

Por último se puede poner en contacto con la comercializadora que mejor tarifa de luz le ofrezca y confié en ella. Para ello puede deberá utilizar el comparador de luz. De esta forma conocerá cuales son las comercializadora más competitivas a nivel de precio. Y de esta forma comparar las tarifas de luz que ofrecen las compañías.

Como ahorro en el contrato del suministro

Aunque el coste tanto del alta de luz como el alta de gas es el mismo para todas las compañías ya que depende de la empresa distribuidora y no de la empresa a través de la cual se tramiten las altas, es importante pensar en el ahorro a la hora de contratar tanto el suministro de luz como de gas. Son unos gastos que se van realizar mensualmente y necesarios para la vivienda. Ya que estamos hablando del un bien como la luz que es necesario para el funcionamiento del hogar.

Con este suministro puede hacer funcionar toda la red eléctrica del hogar, esto es, desde las bombillas, el frigorífico y el portátil entre otros electrodomésticos. Al igual que el suministro de la luz es importante, también lo es el del gas. Este suministro se encarga de dar calefacción, agua caliente, el gas a la cocina. Es también un suministro importante y que en el invierno se nota mucho su consumo y por ello hay que pensar en su ahorro.

Para realizar una buena elección del contrato del suministro es recomendable utilizar el comparador de compañía de luz y gas. De esta forma conocerá que compañías son más competitivas en este ámbito.

Si quiere información sobre cuáles son las comercializadoras y el trámite para dar de alta el suministro de la luz y del gas, puede ponerse en contacto por teléfono en este número y le ayudaremos en su elección 91 198 05 95.

LE AYUDAMOS A DAR DE ALTA LA LUZ EN SU VIVIENDA O LOCAL